Descripción

Techline junta dos de las más efectivas tecnologías de control electrónico de plagas en un sólo aparato. El Ultrasonido para Ratas, de probada efectividad y las ondas complejas para control de plagas, tecnología exclusiva de esta firma.

Este desarrollo de Techline combina lo mejor de dos tecnologías de probada eficacia en sus campos respectivos, el ultrasonido para roedores y las ondas complejas para control de plagas. Mediante este producto se logra no sólo ahuyentar los roedores en pocos días sino que se evitan las recolonizaciones por parte de los mismos. 

Este equipo ha sido utilizado con excelente resultado en la industria agropecuaria logrando erradicar ratas y roedores de lugares donde los rodenticidas tradicionales no tenían éxito. 

De forma de poder adaptarse a cualquier tipo de superficie, a estos equipos se les puede colocar en forma adicional una antena flexible, no incluida en el equipo estandard.

El consumo de electricidad de este equipo es mínimo y su eficacia está probada para combatir roedores (ratas, ratones, etc) en ambientes claramente favorables para la colonización de los mismos. 

Este equipo nace a pedido de Cargill, hoy su principal consumidor, desafío que Techline acepta y supera con éxito. Todos los métos utilizados en las plantas sumados no llograban ni el 50% de efectividad que logra este equipo ahuyentador de roedores por si solo.

El sistema híbrido funciona con dos tecnologías, ultrasonido y Tecnología Innovapest®.

 

Ultrasonido: Genera una onda variable de alta potencia cuya frecuencia central es cercana a los 40 Khz, variando hasta 10 Khz hacia arriba y hacia abajo, con presiones sonoras del orden de los 60 a 80 Db. Esto provoca un claro malestar en los animales lo que produce un estrés incontrolable y los obliga a migrar. Tiene como contra que no traspasa superficies sólidas y acústicamente aisladas, y si se repiten los cortes de alimentación los roedores pueden llegar a acostumbrarse al sonido e ignorarlo.

 

Radio frecuencia: Son ondas electromagnéticas similares a las de cualquier equipo de comunicaciones terrestres, nunca superiores a los 150 Khz, teniendo su frecuencia central cerca de los 90Khz y que al ser moduladas por las mismas ondas genera cancelaciones y picos de potencia superiores a la onda drenada por antena. La potencia de emisión es muy baja, de menos de 8 mA en antena, y lo que provoca en el animal es una des coordinación e incomodidad general, similar a las que se producen previos a los terremotos o accidentes naturales. A este equipo se llegó mediante la observación de fenómenos que se producían en la naturaleza. La frecuencia es variable lo que al re alimentarse a la antena genera las ondas complejas.

 

El consumo completo en picos del sistema híbrido para control de ratas, ratones y otros roedores no supera los 15W por cada equipo.

 

´